20 abril

LA FRESA DE VALSEQUILLO

Simplemente al mencionar la fresa, inmediatamente se piensa en Valsequillo. Este municipio de Gran Canaria ha logrado asociar esta fruta con la esencia de un pueblo de montaña que cultiva una variedad de productos agrícolas, destacando la fresa como su principal estandarte. Aunque el trabajo en el campo es arduo y la fresa requiere cuidados especiales, Valsequillo ha superado obstáculos. Aunque competir con fresas de otras regiones no sea sencillo, la fresa de Valsequillo goza de gran prestigio y es apreciada por su calidad. El Ayuntamiento de Valsequillo está preparando los últimos detalles para la próxima edición de la Feria de la Fresa, que se llevará a cabo el 27 de abril. Este evento es una oportunidad única para destacar un producto local, lleno de sabor y con el distintivo de ser de “Kilómetro Cero“.  

26 enero

EL CULTIVO DE LA FRESA EN VALSEQUILLO, GRAN CANARIA

El cultivo de fresas en Gran Canaria es una actividad agrícola que ha ganado relevancia debido a las condiciones climáticas favorables de la isla. El clima subtropical con temperaturas moderadas durante todo el año y una buena disponibilidad de agua para el riego proporcionan un entorno propicio para el desarrollo de este cultivo. El cultivo de fresas en Valsequillo, Gran Canaria, se ha convertido en una actividad agrícola próspera y distintiva en la región. La privilegiada ubicación de Valsequillo, con su clima subtropical, ofrece condiciones ideales para el cultivo exitoso de este fruto. Los agricultores en Valsequillo se centran en variedades de fresas adaptadas al clima particular de la zona, aprovechando las temperaturas moderadas y la disponibilidad constante de luz solar. El suelo fértil de la región y la implementación de prácticas agrícolas especializadas contribuyen al desarrollo saludable de los cultivos. La altitud de Valsequillo también desempeña un papel crucial en el cultivo de fresas, influyendo en el ciclo de crecimiento y en la calidad del producto final. Algunos agricultores aprovechan las diferentes altitudes para planificar cosechas escalonadas y garantizar una oferta continua de fresas frescas. La gestión integrada de plagas y enfermedades es una prioridad en los campos de fresas en Valsequillo. Los agricultores aplican enfoques sostenibles, minimizando el uso de productos químicos y fomentando métodos orgánicos para proteger sus cultivos. Además, la comunidad agrícola en Valsequillo ha adoptado prácticas modernas, como la agricultura vertical y la implementación de tecnologías de riego eficientes, para maximizar la productividad en el espacio disponible y optimizar el uso de recursos. El cultivo de fresas en Valsequillo no solo contribuye a la economía local, sino que también destaca por la calidad y frescura de sus productos. Los agricultores locales se esfuerzan por mantener estándares elevados, atrayendo tanto a consumidores locales como a posibles mercados de exportación. En conclusión, el cultivo de fresas en Valsequillo, Gran Canaria, se presenta como una empresa agrícola vibrante y exitosa, en la que la combinación de condiciones climáticas favorables, prácticas agrícolas especializadas y enfoques innovadores contribuye al éxito continuo de esta industria local.